Diferencia entre créditos, préstamos y empréstitos:



Aunque en el lenguaje coloquial crédito y préstamo se utilizan indistintamente, son dos conceptos diferentes que debéis saber distinguir:

En un crédito la entidad financiera pone a disposición del cliente una cantidad de dinero, del que se irá disponiendo según las necesidades que se vayan teniendo. Se pagarán intereses sólo por la cantidad utilizada, y una comisión sobre el capital no dispuesto, no hay que presentar garantías y su concesión es inmediata, pero tiene un coste mayor. Por tanto, este tipo de financiación sería más indicado para inversiones no muy grandes y a corto plazo.

Un préstamo es una operación financiera mediante la cual una entidad financiera entrega la totalidad de capital acordado a su cliente, quién deberá devolverlo mediante el pago de cuotas mensuales en el tiempo previamente fijado. Se pagan intereses por toda la cantidad entregada pero su coste es menor, por lo que este tipo de financiación sería más adecuada para inversiones importantes y a largo plazo.

En resumen:

external image Diferencias+prestamos+y+creditos.png
Procedencia de la imagen.

Aprovechamos para repasar el concepto de empréstito: cuando las empresas necesitan financiación y las condiciones impuestas por los bancos no son aceptables, pueden recurrir a la emisión de un empréstito, dividido en obligaciones (ver diferencias entre acciones, participaciones y obligaciones), que son adquiridas por particulares u otras empresas a cambio de un interés. O sea que la principal diferencia entre un préstamo y un empréstito es que el primero lo concede un banco, y el segundo, ahorradores particulares.